viernes, 4 de enero de 2019

Al fin lo entendí y os lo cuento: era el SEO

Al fin lo entendí y os lo cuento: era el SEO
Últimamente he hablado del SEO, de los algoritmos, del posicionamiento, de nuestros seguidores... Y en casi todos los posts con cierto aire de resignación, cansancio, frustración... Algunos buenos ejemplos son El agotamiento de hacerlo todo solo en el mundo digital o La puñalada trapera del SEO y los algoritmos (los títulos hablan por sí solos). También soy una persona a la que no le gusta la ingenuidad, pero que en muchas ocasiones peca de serlo.

Nadie tiene la fórmula para que un blog tenga éxito, aunque todos lo buscamos y yo, cansado de darle vueltas y ver los resultados, que iban en retroceso con este blog, me había vuelto bastante pesimista. Y, ahora, de repente, he entendido algo clave que no sabía.

Afortunadamente, el año pasado me dediqué a estudiar bastante HTML, CSS y Javascript. Todavía estoy en un nivel básico, pero ya entiendo cómo es la estructura de una web y sus códigos. Por momentos tenía dudas de si me iba a ser realmente útil, porque todo viene prefabricado, y os solté otro de mis posts pesimistas ¿Se está volviendo todo demasiado fácil?

Llevo unos días dándole bastantes vueltas a asuntos del SEO. Se dice que lo importante es que a tu público le guste lo que escribes, pero si la gente no sabe dónde estas ni qué escribes, ¿cómo va a saber si le gusta? Hay muchos secretos que no se desvelan con facilidad y otros que simplemente no te los cuentan porque se desconocen. La cuestión es que el asunto de los h1, h2, h3... parece ser que es uno de los principales aspectos en los que se fija Google a la hora de posicionarte. El h1 es el título, el más importante. Yo no le hacía mucho caso a todo esto, porque sin haberlo hecho algún post había llegado alguna vez al número uno de Google, pensé que de alguna forma el blog los asignaba automáticamente. Lo que ha ocurrido, lo que he entendido y lo que os cuento, es que me había empezado a plantear por qué no se encuentran muchos blogs de Blogger entre las primeras posiciones de Google. Empecé a darle vueltas a si Wordpress y otros CMS tienen algo que les hace posicionarse mejor. Sé que en el caso de Wordpress hay algún plugin realmente útil.

Después de leer y leer y ver más y más vídeos encontré a una persona que decía que las plantillas de Blogger ponen el título como h3 y no como h1. Se puede cambiar, pero es difícil y no me gusta arriesgar toqueteando cosas delicadas porque hace poco toqué algo y creo que no debía haberlo hecho. Quien se iba a esperar que Blogger, los mismos dueños de Google, hacen las plantillas con ese h3.

La cuestión es la siguiente. Se me ha ocurrido buscar algo en Google e inspeccionar los "h" de las webs mejor posicionadas. Y claro, los títulos eran h1 y había varios h2 importantes. Se me ha ocurrido hacer lo mismo con uno de mis blogs y me he dado cuenta de que el título de mis posts es un h3. El drama se ha confirmado. Ahora entiendo por qué pese a seguir  muchos consejos de SEO no había forma de posicionarse bien. Y me surge la duda de si vale la pena seguir en Blogger (e investigar si hay plantillas mejores, no tengo buenas experiencias en ese sentido) o es mejor asumir el riesgo de pasarse a Wordpress. Siempre había leído que había que estar en Wordpress, que Blogger acababa siendo insuficiente, y una vez más, pequé de ingenuo.


0 comentarios:

Publicar un comentario